Artículos más vistos

Posted by : Alex González jueves, 19 de febrero de 2009

Hay una NOVEDAD:

A partir de hoy, podrás ver en este blog la rueda de prensa COMPLETA que ofrecerán los distintos protagonistas de nuestro club cada día. Gracias a SevillaFCTv.

Ayer le tocó el turno al Director Deportivo Ramón Rguez. "Monchi". El vídeo está dividido en cinco partes, pulsa en cada una para poder verlas:





Por espacio de más de media hora, tocó casi todos los temas posibles en torno al equipo, aunque su mensaje principal fue encaminado en subrayar la situación de ansiedad que se ha generado en torno al conjunto de Manolo Jiménez, tendiendo una mano a los medios de comunicación para que, como creadores de opinión que son, contribuyan a relajar el ambiente y a destacar que hoy por hoy el Sevilla Fútbol Club está cumpliendo con creces sus objetivos.

"La presión es una situación a la que estamos acostumbrados a vivir en el Sevilla por las exigencias que desde el Club se marcan. Pero una cosa es la presión y otra cosa es un estado de ansiedad continuo, eso no es bueno y se está viviendo, a pesar de que el equipo esté en los márgenes previstos durante el comienzo de la temporada. Existe presión porque en el fútbol siempre hay presión, pero insisto que una cosa es presión y otra es crear un estado de ansiedad que se está viviendo... Después del primer derbi hemos vivido catorce o quince finales, después de una final hay otra, lo que quiere decir que la anterior no era una final. Para mí sólo hemos jugado tres finales, contra Sampdoria y contra Dépor y Valencia en Copa, sin embargo, la sensación es que jugamos muchas finales y eso no es ni justo ni bueno".

Y continuó en la misma línea: "Me produce pena a veces leer y escuchar algunas cosas. Como director deportivo he llorado muchas veces, sobre todo con las finales, pero este año he llorado más que nunca en partidos normales... Y eso es ansiedad, somos personas que leemos y escuchamos y la misma ansiedad que me provoca a mí, que ya tengo un currículum y esas cosas me podrían dar más o menos igual. Eso es lo que intento transmitir, he llorado en un Sevilla-Espanyol de la primera vuelta, porque se creo tal estado que parecía que era el último partido de la historia. Hay demasiadas finales y eso no hay cuerpo que lo soporte. He llorado en Coruña el día de la remontada en Liga, eso es ansiedad, y esa ansiedad es la que intento relajar".

Monchi pidió a los medios de comunicación que echen un capote al asunto para que se reduzca la ansiedad que denuncia: "En el mundo del fútbol y en todo en general, quien crea opinión son los medios, para lo bueno y para lo malo. Cuando de Monchi se habla bien o mal en la calle es porque los medios hablan bien o mal de Monchi. Lo de esto es una final o un último examen lo he escuchado y leído y no he visto a nadie que no sean los medios que no puedan crear una opinión, para lo bueno o para lo malo. Pediría dentro la modestia, intentar suavizar un poco la situación en cuanto a crear el mejor ambiente posible entre todos, porque al final el bien del Sevilla es el bien de nosotros y vosotros (los periodistas)".

"El nivel de exigencia es alto y el margen de error en el día a día muy pequeño, es evidente, pero el balance a día de hoy, más allá de que ha habido mejores y peores momentos, tiene que ser positivo, porque el equipo está dentro de los objetivos planteados. La Liga, por algo es denominado el trofeo de la regularidad, si dice que después de 23 jornadas el Espanyol es el último y el Barça es el primero, es porque uno ha hecho las cosas muy mal y el otro muy bien. Si el Sevilla es tercero, el balance tiene que ser positivo, aunque el verdadero balance se hace en la jornada 38. La afición escucha, lee y ve, es normal que cuando escuchas muchas veces que Monchi es muy bueno la gente me diga cosas buenas. Objetivamente, la situación actual, creo yo, es mucho más favorable de lo que a veces se transmite. Si trajera a una persona de fuera que ha estado en una isla desierta los últimos ocho meses y palpara el ambiente y viera la clasificación no coordinaría la situación externa al equipo con la de la clasificación. Lo que se dice o se comenta en torno al Sevilla no refleja la situación de hoy, porque nadie puede decir que el objetivo no se esté cumpliendo, el objetivo está marcado y el Sevilla a día de hoy está entre los cuatro primeros. No es momento de hacer balance, evidentemente, pero lo hago porque me cuestionáis", agregó.

En cualquier caso, Monchi quiso aclarar que "no cuestiono a los medios", sino que les quería formular una demanda: "Estoy pidiendo que intentemos entre todos, porque vosotros creáis opinión, reflejar en el día a día de una forma mucho más objetiva los resultados del equipo y no extrapolemos situaciones pasadas o futuras, vamos a centrarnos en el presente, que es que si hoy cogemos la clasificación el Sevilla está tercero. Habrá valoraciones más subjetivas o menos subjetivas, pero eso tendríamos que hacerlo a final del campeonato, con todos los elementos... Evidentemente, el primer camino para que los aficionados estén convencidos de eso sois vosotros, porque creáis opinión y yo no puedo ir puerta por puerta. Os pido confianza y credibilidad en un proyecto que no es nuevo, un proyecto que en el pasado ha dado muestras de credibilidad importantes para tener un margen de error que todavía no se ha producido. Intento canalizar un poco con este mensaje la situación, vamos a contar eso, entre todos conseguiremos un mejor ambiente, lo estoy pidiendo, es el único medio que tengo para hacerlo, buzonear e ir casa por casa no puedo. Estoy mandando un mensaje diciendo que el equipo, gustando más o menos, tiene un resultado positivo, y eso es lo que pido que se refleje. Quiero tener una mano para intentar reconducir el tema".

En definitiva, mensaje final para zanjar este asunto: "No eludo la presión ni la exigencia, el día que pierde el Sevilla, es el peor del mundo, lo que pasa es que cuando se gana tiene que ser mejor que cuando se pierde, no igual. Cuando perdemos es una crisis, pero oye, cuando ganamos, ganamos, no tenemos que estar como cuando perdemos porque en el casillero hay tres puntos más. Es que esta temporada hemos ganado en el Bernabéu y la sensación que había después de ganar 3-4 era negativa para algunos... Vamos a valorar las cosas cuando se acierta, tiene que ser distinto cuando ganemos".

En otro orden de cosas, el consejero quiso ratificar la credibilidad que hay en la Entidad en el trabajo de Manolo Jiménez. Indicó al respecto que "la confianza que tiene el Presidente en Manolo Jiménez es total, porque aparte de sus logros con el filial es entrenador del Sevilla. Es la misma que cuando se le nombró, lo que pasa es que la máxima del fútbol es que todos estamos sujetos a resultados. Si hay quince resultados negativos es la única manera de que se pueda minar la confianza, pero eso pasa en todos los equipos. Si la confianza del director deportivo es de diez en Manolo Jiménez, la del presidente es de once. Hace once meses el ambiente era mucho más hostil para la continuidad que para la salida y el presidente decidió confiar en él, la confianza es la misma. Sólo el resultado erosiona la confianza en las personas". Y añadió: "Él sabe que la confianza es total porque lo vive a diario, pero es humano, sale a la calle, escucha y lee. Mi opinión es que va a ser entrenador durante muchos años, pero cuando termine la temporada tenemos que tener los argumentos objetivos para fomentar esa continuidad. Que diga que el fútbol no se acaba aquí es normal. Cuando era entrenador del filial quiso también mejorar. Es joven y si dentro de equis tiempo no continúa en el Sevilla, buscará algo".

De todas maneras, Monchi es muy consciente que "en el fútbol hay cosas que no tienen explicación. Luis Fabiano era antes silbado y ahora aclamado. El fútbol es muy subjetivo. Jiménez ha heredado un equipo en una situación con muy poco margen de error y los resultados están ahí, de hecho cuando salgo con él a la calle, o como fuera, veo que hay mucha gente que se le acerca y le da ánimos. Hay muchísima gente contenta con él".

Por otro lado, explicó por qué razón el Club entendió que lo mejor no era reforzar la primera plantilla: "Los clubes tenemos que ser consecuentes y los que tomamos las decisiones tenemos que pensar de forma distinta a los aficionados. Nosotros hemos hecho una inversión muy importante en el mercado de verano y las inversiones se amortizan en un tiempo, tenemos que ser consecuentes con esa inversión. A parte de eso, tenemos que leer un poco más allá, sabíamos que enero era un mes muy complicado, después está marzo, abril y mayo, y pensamos que si Dios quiere y nos respetan las lesiones iba a ver jugadores que se van a ir recuperando. Los fichajes son Koné, Acosta, Chevantón..."

Dicho esto, esgrimió con un argumentado razonamiento una consistente defensa de los refuerzos veraniegos. "No echar de menos a Poulsen, Keita y Alves sería erróneo. Son muy buenos. Los que han venido están cumpliendo las expectativas de la Dirección Deportiva. El Sevilla está mejor clasificado y con más puntos que el año pasado. Seguro, porque están jugando, que algo están teniendo que ver. Con lo buenos que eran han venido otros que están cumpliendo a muy buen nivel".

En torno al encuentro contra el Atlético de Madrid, Monchi admitió que "es un partido importante. En la lucha por el objetivo final. Es un rival directo. El del año pasado fue un partido que marcó el devenir de la recta final del campeonato. Esperemos establecer un margen importante más el gol average". Asimismo, aprovechó la ocasión para mostrar su plena confianza en el arbitraje de Pérez Lasa: "El estamento arbitral es un tema muy complicado y creo que los árbitros son de los mejores. Creo que Pérez Lasa es el que mejor ha ido evolucionando en los últimos cinco años. Me parece que está entre los cinco árbitros de España. Lo digo hoy y lo diré el lunes".

- Copyright © ORGULLO SEVILLISTA - Date A Live - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -