Artículos más vistos

Posted by : Alex González miércoles, 4 de febrero de 2009

El Sevilla Fútbol Club se cita de nuevo con la historia y el sevillismo debe ser una voz atronadora que lleve al equipo a las puertas de una nueva final. El miércoles, ante el Athlétic Club de Bilbao volveremos a vivir esas sensaciones únicas que nos convierten en la mejor afición. Por eso el miércoles todos, absolutamente todos, debemos estar con el equipo incluso antes de que el árbitro señale el inicio del partido.

El hotel del equipo debe ser un enjambre de sevillismo que acompañe a los jugadores desde Los Lebreros hasta el estadio, que sientan el calor en el autobús como aquella mágica tarde de Gelserkirchen, o en todas las grandes citas.

El Sánchez-Pizjuán ha de ser un manicomio blanco y rojo en pos de la victoria, como ante el Shalke u Osasuna en la UEFA, o sin ir más lejos, como apoyó la afición hace seis días en el crucial choque ante el Valencia.

La lluvia o el frío no ha de ser excusa, más bien al contrario: ante la adversidad meteorológica, superación sevillista, con banderas, bufandas y gritos de apoyo incondicional de una grada que nunca se rinde. Nos jugamos nada más y nada menos que una semifinal de la Copa de España. Recordad lo vivido en la final de Madrid de 2007, porque estamos en puertas de repetirlo y nuestras gargantas, nuestras palmas y nuestros ánimos han de abrir brecha en la eliminatoria para que el Sevilla Fútbol Club reviva el sueño de un nuevo título.

José María del Nido, Presidente del Sevilla FC

- Copyright © ORGULLO SEVILLISTA - Date A Live - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -